LAS TORMENTAS NO TRAEN AMORES


LAS TORMENTAS NO TRAEN AMORES

No escucho tus latidos.
Tal vez de noche no respiras.
Somos caminantes de desiertos.
Las tormentas no traen amores.

No escucho tus risas.
Tal vez montaste tu unicornio y vas hacia la nada.
Somos arquitectos de almas desoladas.
Las relámpagos no te señalan a la gente buena.

No escucho tus pasos.
Tal vez flotas entre falsas cortesías.
Somos los días que queremos olvidar.
Los truenos no espantan a los sentimientos puros.

No escucho tus confesiones apócrifas.
Tal vez  llenaste todas tus páginas con rencor.
Somos luciérnagas atrapadas por simples curiosos.
La necedad nunca tiene buenos consejos.

No escucho tus manos aplaudir.
Tal vez la agonía de un enamorado no te conmueve.
Somos pasajeros de aviones sin alas.
Los solitarios también seremos polvo mañana.

CARLOS ALBERTO SALGADO DÍAZ

Esta entrada fue publicada en ESCRITOS, PENSAMIENTOS.. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s