OVARIOS ROBOTIZADOS


OVARIOS ROBOTIZADOS

Supongo que creen que no tengo sentimientos.
Me muerden con rabia como si fuera el enemigo.
Aplaudo su frialdad, tienen maestría.
¿Ya no me necesitan?

Supongo que piensan que mi corazón es tan duro como el de ustedes.
Huyen como si mi sonrisa les hiciera mal.
Me sorprende su rudeza, ovarios robotizados.
¿Alguna vez me dijeron la verdad?

Supongo que imaginan que mi alma no requiere paz.
Adoran mis halagos pero odian consentirme.
Aplaudo todas las escenas que actúan conmigo.
¿En dónde consiguieron su frivolidad?

Nunca me agradó ser un costal de arena.
Y si su buena suerte termina, no me preocuparé.
No me busquen, querré humillarlas.
Soy un hombre no una mascota que les da felicidad.

Nunca me desearon lo mejor.
Fueron las palabras de siempre para quedar bien.
No me pregunten cómo estoy, sólo se importan ustedes mismas.
Soy un hombre no un dios para bendecirlas.

Nunca tuvieron ganas de comprenderme.
Se consideran el centro del universo.
La inconsistencia de su humanidad, ovarios robotizados.
No lo saben, pero son tan imperfectas como yo.

CARLOS ALBERTO SALGADO DÍAZ.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en ESCRITOS, PENSAMIENTOS.. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s